Mucho más temprano que tarde, de nuevo se abrirán las anchas alamedas por donde pase el hombre libre para construir una sociedad mejor.

Sonrisa

A Pato lo vacilo con darle algo pero no se lo doy, y en lugar de enojarse, se ríe.

Le digo algo en broma, como «no sabía que podías hablar ardilla»- y lo agarra al aire y se ríe.

Se ríe conmigo. Entiende mi humor. Nos entendemos.

No se enoja ni se ofende. Sabe que lo quiero.

Google+TwitterPinterestFacebook

Y vos, ¿qué pensás?