Mucho más temprano que tarde, de nuevo se abrirán las anchas alamedas por donde pase el hombre libre para construir una sociedad mejor.

Al capitán

Me despierto en la madrugada helada de la primavera

Ronronea el calentador y por la ventana, la catedral.

727, Libertad cuatro norte, apartamento 2 B, Viña del Mar.

Leo tu mensaje

(cómo estás?… mi chinita, escribeme. quiero saber de tí)

y explota la certeza de que existe la resurrección de los muertos.

Atrás, en la memoria, mi fantasma corre por el muelle Vergara , para intentar darte un abrazo.

Para qué volvés? Decime

Para qué?

Google+TwitterPinterestFacebook

2 gotas de lluvia en “Al capitán”

  1. Plumas sin Tinta dice:

    Cómo dicen por ahí: “Pense que te habías ahogado, que ya no volverías…pero no sé como, las aguas se están moviendo”

    Saludos

  2. yuré dice:

    Vuelven para renovar ausencias.

Y vos, ¿qué pensás?