Mucho más temprano que tarde, de nuevo se abrirán las anchas alamedas por donde pase el hombre libre para construir una sociedad mejor.

El centenario

Si un 11 de setiembre no se hubiera materializado la traición y un puño de soldados anónimos no lo hubiera acribillado cobardemente en La Moneda que se incendiaba para después mentirle un suicidio y si todo hubiera marchado bien y él hubiera seguido soñando y haciendo de Chile y de América un lugar distinto, hoy cumpliría 100 añitos.

Un vaso de leche para cada niño
Nacionalizar el cobre
Salarios justos
Medicina social para todos
Educación gratuita de calidad
Democracia
Vivienda digna
Apoyo a las madres trabajadoras
Sistema de pensiones
Reforma agraria
Trabajo voluntario
Cultura
Solidaridad internacional


No, no es el programa de gobierno de un populista. Es lo que le da urticaria a los únicos dos gobiernos de extrema derecha que quedan en América Latina (adivinen, adivinen). Es lo que hubo en este país hace muchos años, por si usté ya no se acuerda.

A Chile, el intento de la revolución del vino tinto y la empanada, le costó 400 mil torturados- reconocidos-, 3 mil desaparecidos (que deben ser más, los milicos tienen problemas con la matemática), 1,800 mil exiliados, 17 años de dictadura en un oscurantismo total intentar. Y no lo lograron. Hoy tienen el poco honroso primer lugar en desigualdad social. Ese desarrollo pagado con sangre y con muertos que yo no quiero.

“Cuando llegamos a Costa Rica creímos que era un sueño. Tenían todo lo que Allende quería para nosotros. Y más encima sin ejército” Eso es lo que dice el papá del Antídoto, chileno, exiliado, allendista, detenido desaparecido, sobreviviente.

Comentaristas fachos, pinochetistas, militaroides, republicanos o libertarios, favor abstenerse.

Google+TwitterPinterestFacebook

8 gotas de lluvia en “El centenario”

  1. chileno sin patria ... dice:

    lo tenían y lo cambiaron por un televisor grande, unas zapatillas caras y una piscina en el patio…

  2. Beto dice:

    Se me ocurre pensar cómo habría sido el llamado “milagro chileno” si Allende hubiera seguido en el poder y a Víctor Jara lo hubieran dejado seguir cantando en paz. O si realmente hubiera del todo existido ese tal “milagro”. Igual pueden ser delirios míos de la proximidad del fin de semana. 😛

  3. Solentiname dice:

    Chileno: Bienvenido. No sé si decís allá o aquí. En ambos casos es cierto. Para el festival de Viña del 2007 vi al Palta Meléndez interpretando a Allende… ponía la piel de gallina. Uno de sus comentarios, como Allende, fue recordar a sus compañeros de lucha para terminar diciendo “puta que han cambiado los wueones”. El video está en you tube.

    Beto: No sé. La pregunta es si el sonado milagro es tan milagro o es más mercadotecnica y publicidad que otra cosa. El mejor indicador económico es que tan llenas están las pancitas de TODA tu gente. No solo de los que viven en el barrio alto. El verdadero desarrollo se mide con la ausencia del hambre. Ves? esos son mis delirios.

  4. Marcelo dice:

    La historia de Chile se cuenta muy en blanco y negro…

    Allende tuvo mucha oposición de gente que tenía miedo al cambio y de mucha gente que no quería ningún cambio. Tuvo muchos problemas con su gobierno, al punto que hizo “reestructuración” del gabinete práticamente cada segundo mes. Los de la derecha dicen que los problemas eran porque no sabía gobernar. Los de la izquierda dicen que era porque no lo dejaban gobernar.

    Lo cierto es que Nixon vio en Chile un peligro para la hegemonía de EE.UU. en nuestro hemisferio, ya que Chile, a diferencia de Cuba, tenía recursos naturales en grandes cantidades que le hubiesen podido permitir un eventual bloqueo. Lo que era peor era que Allende tenía amistad con Fidel, así que Chile hubiese podido convertirse en el soporte de Cuba llegado el momento.

    Todas esas cosas juntas condujeron a que los que hubiesen tenido que protestar por la situación que se daba en Chile antes del golpe se hicieran de la vista gorda. Pocos países condenaron en forma enérgica la intervención de los EE.UU.

    Duele pensar que perdimos dos décadas, y que llevamos otras dos tratando de recuperar el tiempo perdido. El Chile de hoy no es el Chile que quería Allende, pero es el Chile que le ha servido a Costa Rica de ejemplo. Lástima que Costa Rica copia las cosas malas e ignora las buenas. Chile hoy puede tener un problema energético como Costa Rica, pero curiosamente allá en lugar de subir ciento y pico de pesos el litro de gasolina, baja. Ellos no tienen el problema de alimentación que está a punto de estallarnos en la cara a nosotros.

    A cambio, tienen problemas con la distribución de la riqueza, con el acceso a la salud, con el acceso a la educación, con el acceso a infraestructura básica. Lo que nosotros tenemos y que parece que trabajamos todos los días para poder perder todavía más…

  5. Marcelo dice:

    “resistir”, no “permitir”

  6. Tomás Goic dice:

    El gran sueño de Allende yo solo lo conozco por lo que he leído, visto y escuchado en documentos históricos o por mi padre porque yo ni había nacido para ese fatídico 11 de septiembre de 1973.

    Nunca sabremos qué sería de Chile si las afiladas garras de la traición, el genocidio, el odio y el dólar no se hubieran impuesto sobre la lealtad, el humanismo, el amor al prójimo y la unión de pueblo, desgraciadamente sería solo especular, cosa que le encanta hacer a los de derecha especular.

    Los milicos se creen el cuento de que lo que hicieron fue por el bien de la patria, ¿cual patria? La del águila calva será, porque la del cóndor y el huemul se desangró y aún hoy en día no ha sanado.

    El famoso milagro económico de Chile no es más que una pantalla de la dictadura que por desgracia en el exterior se lo creen todos y en Chile todos se lo quieren creer pero se dan cuenta que es una falacia pero aún así tratan de mantener esa mentira para no perder el “estatus” que se tiene en el continente.

    Otra cosa que me indigna es el hecho que el incitador a las más feroces y bárbaras atrocidades cometidas en Latinoamérica durante las décadas de los 80’s y 90’s tenga un Premio Nobel de la Paz como lo es el CRIMINAL de Henry A. Kissinger.

    Saludos y ¡¡¡VIVA EL PRESIDENTE ALLENDE!!!

  7. Solentiname dice:

    Marcelo: que querís que te diga? Yo estoy de acuerdo en todo. Y me emociono. Igual que ayer cuando vi en TVN sus imágenes y me decía “está vivo, está vivo” Como dice Silvio, eso no está muerto. no me lo mataron. Por cierto. Figueres sí condenó el golpe.

    Tomás: Yo sí había nacido, pero estaba apenas aprendiendo a caminar. Igual que tú, a punta de libros y relatos de los que quieren contar.

    Yo de pesimista a veces pienso que el golpe igual hubiera ocurrido y que la causa de tanto odio hay que buscarla más atrás. Los milicos se creen ese y otros cuentos que dan asco, que justifican la barbarie casi como una broma. Y Kissinger… debería estrenar silla en el Tribunal penal Internacional. Ah, perdón, los gringos no lo reconocen. Todos los demás somos genocidas, excepto cuando en el pasaporte dice “US of A”.

  8. Sirena de pie dice:

    Sole… el lunes voy a una manifestación aquí, en Guate… este año no sale el ejército a desfilar… espero que no haya enfrentamientos… de casualidad ¿das servicios fuera del país? ¿conocés a un chapulín colorado que pueda defenderme en esta ciudad?

Y vos, ¿qué pensás?