Mucho más temprano que tarde, de nuevo se abrirán las anchas alamedas por donde pase el hombre libre para construir una sociedad mejor.

Lo' comunistas y el Barrio Alto

Es la primera vez que camino tanto desde junio, cuando me lesioné mi patita.

En el partido comunista, compramos los relojes conmemorativos. Justo a tiempo, porque ese dìa en la tarde, cierran y se unen a los actos conmemorativos de la matanza de los trabajadores del salitre, en Santa María de Iquique. Sus horas de oficina serán a partir del 26 de diciembre, en la tardecita. La señora dice que me recuerda de hace 4 años, de mi primera visita.

En el mercado de Providencia, con los ojos màs grandes que la panza, pido dos empanadas de pino y me como solo una y media. Recorremos el pasillo y me abalanzo sobre la caja de frambuesas de 1 dòlar. me pingo instructiva y le digo al puestero que en mì país esa misma caja cuesta diez dólares. Se ríe y no me cree y me pregunta de qué planeta vengo.

Hay muchas formas de desangrarse en cada paso. Yo, por ejemplo, me deshidrato, tengo que sentarme, me mareo y escupo cuando me doy cuenta que el agua de botella tiene gas y que a mí me sabe a mierda. Me embarro el bloqueador como si fuera pintura de guerra.

Dicen que Los Dominicos antes era campo. Recorremos sus callecitas de adobe de mentiritas. Las artesanías están globalizadas. No son artesanos. Aceptan tarjeta de crédito. Llegamos en el bus 401, a punta de Transantiago, el peor insulto para el transporte, ideado por los que solamente usan auto.

A los pobres, para disimularlos, les dicen “niños en riesgo social”, por dos dólares, el antídoto le compra una cena de Navidad a uno que se llama Vicente. En el Mall Alto de las Condes, los ricos compran a cuotas, hasta en los supermercados. En la caja, una dama pituca reclama que deberían haber cajas para extranjeros para que no estorbemos en la fila y una niña insolente me hace jurar que si me sale una cosa así, me hago cortar los tubos.

Los helados son pecadoramente sabrosos. El de hoy: frambuesa con frutos del bosque.

Google+TwitterPinterestFacebook

3 gotas de lluvia en “Lo' comunistas y el Barrio Alto”

  1. Paula dice:

    IAC!!!!!! Perdonando el prejuicio, los ricos son iguales en todos lados!!!!!!

  2. Beto dice:

    Se nota que el Barrio Alto sigue siendo el mismo de la canción de Victor Jara.

    Y a todo esto, tenés fotos en Flickr o algo? 😀

  3. YURÉ dice:

    ((Un idiayku))

    Olía furris
    el corazón del rico
    podrido en plata.

Y vos, ¿qué pensás?